Rosa Vargas VOLVER A ARTISTAS


Rosa Vargas nació en 1958 y creció en una familia limeña muy marcada por la música. Su madre era cocinera y su padre mecánico textil, pero tenía varios tíos dedicados a la música. “Cuando niña, las fiestas en mi casa duraban dos días”, ella dice, describiendo el ambiente donde conoció la música y la danza afroperuana.

 

A los 16 años sus primos, algunos de los cuales habían estado en Perú Negro, formaron el grupo Arte Negro Matalaché, en alusión a la novela de Enrique López Albújar, con quienes tuvo sus primeras presentaciones públicas, y fue su base para estudiar danza en el Instituto Nacional  de Cultura del Perú, donde tuvo de maestra – entre otros – a Victoria Santa Cruz, la hermana de Nicomedes Santa Cruz, y una reconocida investigadora de la música afroperuana.

 

Rosa INT 270

Desde entonces, nunca ha dejado de trabajar en grupos de música y baile afroperuano, e incluso participó en viajes de investigación al norte peruano encabezados por la cantante Susana Baca.

 

 

En 1992 – ya con un hijo pequeño- se trasladó a vivir a Chile, adonde ya estaba establecido su hermano. Mantuvo su trabajo como profesora de baile, pero debió incursionar en otros oficios, y hasta hoy es modista de ropa típica del Perú, pero de todo tipo de vestimentas.

 

Pero la música afroperuana sigue siendo el centro de su vida. Tiene una pequeña academia – Ébano y Marfil – y participa en varios otros grupos con músicos peruanos. Su nombre es esencial para comprender la penetración de la música afroperuana en Chile.

 

Rosa Vargas es una figura central de la música afroperuana en Chile. Bailarina y cantante, aprendió su arte en muchos grupos en Perú, donde fue bailarina e investigadora, y en Chile enseña danza, y ha formado varios grupos con sus discípulos y otros bailarines y músicos.

País de Origen:

Perú
Vive en Chile desde 1992

.